no pierdas el contacto durante el teletrabajo.

Durante estos tiempos, mantener una comunicación fluida y constante con tus equipos es clave.
Desde Randstad te compartimos algunas buenas prácticas para que el momento dedicado a las reuniones virtuales sea productivo y mejore la experiencia del home office.

Se recomienda tener tres momentos en el día de contacto con los equipos para asegurar el steering: a primera hora para armar el plan diario; al mediodía, si es necesario realizar un seguimiento de las actividades; y al final del día para cerrar las tareas diarias.

Antes de la reunión remota:

▶Identificá el propósito de la reunión.

▶Programá cuidadosamente (por ejemplo, 45 minutos en lugar de 60 minutos).

▶Preparate con anticipación (propósito, agenda, materiales en la invitación).

Durante la reunión remota:

▶Encendé el video siempre que no perjudique la calidad de la conexión.

▶Especialmente en estos tiempos, reservá tiempo para charlas.

▶No realices múltiples tareas.

▶Dale oportunidad de hablar a todos.

Después de la reunión remota:

Dedicá 15 minutos a hacer un seguimiento de lo realizado, con un resumen de acciones claves y próximos pasos.

< volver a la página anterior